¿Qué son las buyer personas y cómo pueden ayudarnos en la comunicación de nuestra ONG?

En nuestra publicación gratuita El Plan de Comunicación en las ONG. Cómo elaborarlo e implicar a tu asociación te hablamos de las buyer personas a la hora de establecer nuestro público destinatario o target. También es algo que mencionamos a menudo en nuestros cursos de comunicación y tecnología. Veámos qué es y para qué puede ayudarnos esta técnica.

¿Qué es una buyer persona?

Una buyer persona es una representación de una persona-tipo construida a partir de información sobre nuestro público destinatario ideal: edad, ubicación geográfica, comportamiento, gustos, intereses, necesidades…

Aunque es una técnica que viene de otras modalidades del marketing, puede ser aplicado en el terreno del marketing social, y a las ONG nos puede servir para crear un destinatario que simbolice de forma representativa nuestro público objetivo ideal. Para ello deberemos imaginar cómo será esa persona como si existiera:

buyer personas y ong

La principal diferencia entre target y buyer persona es que el target se define a partir de públicos concretos en función de aspectos  cuantitativos como sexo, edad, nivel socioeconómico… (entre otros). Sin embargo, una buyer persona también define necesidades y otra información más cualitativa.

Si nos parece útil no nos tenemos que limitar a una única persona-tipo, sino que podremos elaborar varios perfiles (aunque un excesivo número de buyer personas también puede resultar ineficaz). Esto nos permitirá establecer varios estilos de comunicación o segmentar nuestras estrategias de comunicación.

¿Cómo construir una buyer persona?

buyer personasBásicamente consiste en dotar de personalidad y humanizar nuestro público destinatario. Algunas preguntas que nos pueden ayudar a establecer buyer personas podrían ser:

  • ¿Cómo se llama?
  • ¿Qué edad tiene?
  • ¿Cuál es su sexo?
  • ¿Dónde vive?
  • ¿En qué trabaja?
  • ¿Cuáles son sus necesidades diarias?
  • ¿Qué aficiones tiene?
  • ¿Cuál es su ideología o que valores tiene? (esta pregunta me parece muy interesante, ya que nosotr@s no somos empresas, sino ONG).
  • ¿Qué estudios tiene?
  • ¿Qué aspectos de su personalidad la definen?: introvertid@ o extrovertid@, optimista o pesimista, impulsiv@ o racional, tranquil@ o nervios@, arriesgad@ o segur@…

¿Se te ocurren otras posibles preguntas?

Posibles usos de las buyer personas en las ONG

Podemos encontrar utilidad en definir buyer personas en nuestra entidad desde varias perspectivas:

  • Definir perfiles concretos para orientar las diversas acciones y estrategias de comunicación: perfiles de donantes, voluntari@s, soci@s…
  • Saber qué tipo de contenido podría resultar de mayor interés para cada tipo de persona.
  • Si se definen los perfiles de forma colectiva, nos permite implicar al resto de la entidad en el Plan de Comunicación.
  • Empatizar con nuestros destinatarios.
  • Identificar puntos en común dentro de nuestro público objetivo. Esto nos permitirá saber a qué aspectos dar mayor importancia en nuestra comunicación.

¿Qué otros usos se os ocurren?

Comments
  1. edwin

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *